Cleptomanía Ampliar

Cleptomanía

La cleptomanía es el impulso obsesivo y repetitivo por apropiarse de objetos ajenos, independientemente de su valor económico. A diferencia del robo habitual, la cleptomanía convierte el momento del robo en la finalidad del acto, sin buscar un enriquecimiento personal.   

72€/sesión 58€/sesión
17 sesiones

Tipo de tratamiento:
Cantidad

50,00€

50,00€

TIPO TRATAMIENTO: CLÍNICA

Encuentra el bienestar en tu clínica Origen, te atenderá un equipo multidisciplinar, que será el encargado de tu terapia y seguimiento personalizado.

TIPO TRATAMIENTO: ONLINE

Accede a tu terapia desde cualquier lugar, dispondrás de un equipo psicológico multidisciplinar que trabajará junto a ti para lograr tu éxito.


ORIGEN ALIVE: Cleptomanía

El objetivo del tratamiento para la cleptomanía, basado en la terapia cognitivo-conductual, incide en el control del impulso, regulando las emociones asociadas a esta conducta. El tratamiento consta de 17 sesiones:

Primera sesión – Evaluación: el objetivo de esta fase es que la psicóloga obtenga toda la información necesaria sobre lo que te ocurre, indagando en el origen y cómo se ha mantenido en el tiempo.  

Segunda sesión - Hipótesis: la psicóloga te explicará el por qué de tu conducta: los factores que influyeron en su aparición y qué lo mantiene en el tiempo. Además, conjuntamente elaboraréis la intervención y el plan de acción que seguiréis.  

12 sesiones de intervención: a través de la terapia cognitivo-conductual, y mediante las técnicas adaptadas a ti, aprenderás las herramientas para controlar los impulsos y regular las emociones.  

3 sesiones de seguimiento: la psicóloga realiza un seguimiento personalizado donde aprenderás a mantener los logros de la intervención y a afrontar las posibles recaídas, incluso las nuevas situaciones difíciles, por ti mismo.

¿A quién va dirigido el tratamiento para la Cleptomanía?

Sientes el impulso de robar algún objeto sin buscar un beneficio económico o personal. Pero, una vez realizado el hurto, tienes sentimientos de culpa o vergüenza. 

  • Tu nivel de ansiedad aumenta en zonas donde se puede cometer el robo
  • Tienes pensamientos constantes relacionados con el robo
  • Durante el robo, tienes sensaciones de placer y satisfacción
  • Sientes impotencia al no poder controlar el impulso
  • Después del hurto te sientes culpable y con remordimientos